Estudiantes de escuela superior participando de un evento en Esperanza College para fomentar su interés en el área de las ciencias. (Foto: Gabriel Garriga)

Delaware, PA – El campo de las ciencias, como mucho otros, enfrenta la realidad de poca diversidad en sus profesionales. Esto se refleja a todos los niveles.

El sitio web de la prestigiosa publicación científica “Nature” difundió una colección de artículos el 1 de julio sobre el deseo de lograr más diversidad en las áreas de investigación científica.  Mencionan que “se le está prestando más atención al problema, y algunas instituciones y comunidades científicas están activamente buscando aumentar la diversidad.  Pero se necesita hacer mucho más.”

Virginia Gewin nota que un informe del Consejo de Escuelas Graduadas (CGS por sus siglas en inglés) indica que entre el 2017 y el 2018 el número de estudiantes latinos que ingresó por primera vez a programas de maestría o doctorado aumentó 6.8%.  Otros grupos minoritarios también aumentaron, por ejemplo, los americanos indígenas un 8.3% y los negros12.5%.  Sin embargo, al comparar el número total de estudiantes en escuela graduada, los latinos representan 11.6%, los negros son un 11.8% y los americanos indígenas menos de 1%.

Si analizamos el nivel anterior, un estudio publicado en “STEAM Universe” en el 2019 revela que el 19% de estudiantes blancos comienzan sus estudios en las áreas de Ciencia, Ingeniería, Tecnología y Matemática (STEM, por sus siglas en inglés) comparado con 20% de los estudiantes latinos y 18% de los estudiantes negros.  Sin embargo, el 58% de los estudiantes blancos que comienzan estudios en STEM se gradúan, comparado con solo un 43% de los latinos y un 34% de los negros.  Por lo tanto, es importante desarrollar estrategias para aumentar el número de estudiantes de grupos minoritarios que se gradúan de carreras en STEM.  Catherine Riegle-Crumb, una de las autoras del estudio, apunta que “en años recientes ha habido una proliferación de esfuerzos prometedores para hacer de los salones de clase de STEM más inclusivos y atractivos para todos los estudiantes, utilizando por ejemplo menos instrucción directa e incorporando más oportunidades de hacer investigación científica y mentoría”.  Otro estudio, publicado en mayo del 2020 en “Science Daily” apunta a cursos de campo como opciones que ayudan a desarrollar la autoestima y la habilidad científica, sobre todo en estudiantes que pertenecen a grupos minoritarios.

Como latinos necesitamos más representación en estas áreas.  Es importante alentar a nuestros jóvenes a perseguir carreras en STEM.  Las oportunidades son muy buenas para todos y permitirá darles más color a las ciencias.  Debemos comenzar desde una temprana edad y fomentar su interés durante los años de escuela intermedia y superior; luego apoyarlos durante sus años de universidad y escuela graduada.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here