Sofía mezcla la fuerza de la tradición con la magia de lo moderno. (Foto: Cortesía)

Desde que vi actuar a Sofía Viola en el Teatro Esperanza, me sorprendió su habilidad para hacer que el público se sienta como si fueran amigos de toda una vida sentados en su sala de estar; tal era el aire de intimidad, junto a esa conmoción y al mismo tiempo de serenidad, que sientes frente a una artista carismática y consolidada.

Sofía definitivamente tiene algo que decir a su público y lo está diciendo, con profunda sinceridad y con una voz única y original que no traiciona sus raíces argentinas. Y es que Viola tiene esta curiosa habilidad para navegar magistral y casi imperceptiblemente a través de un caleidoscopio de estilos y formas de cantar para contar su historia.

«Crecí en una familia musical, –relata Viola–, mi padre tocaba trompeta, mi madre escuchaba música todo el día y mi hermano mayor se la pasaba tocando el piano y ahora canta opera».

Sofía Viola, fusión que sorprende 1
Estará este mes en actuación y Streaming desde el Teatro Esperanza.(Foto: Cortesía)

Sus influencias han sido Celia Cruz, Tita Merello, Billie Holliday, Rubén Blades, Violeta Parra…; «es infinita la lista de las influencias, porque escucho música de todas partes; me encantan los sonidos y el folclor de cada país».

Desde niña armaba su Top Ranking con ritmos muy diversos, le gustaba el rock and roll clásico, el tango, la música caribeña, el jazz, la música clásica. Leía las letras de las canciones de los discos que había en su casa. «Leí muchas letras de tangos, boleros, salsa, etc. Toda esa música quedó dentro de mí y, con los años, he ido recopilando mucho material que a la postre se convierte en canciones nuevas con mixturas infinitas”.

Sofía Viola, fusión que sorprende 2
Viola muestra la riqueza del folclor argentino en fusión con ritmos afros, caribes y modernos. (Foto: Cortesía)
 

Viola se define como cantora, compositora y performer argentina. «Llevo 15 años cantando mis canciones en todo tipo de escenarios. En el camino me he nutrido de las músicas del mundo y he compuesto alrededor de 200 canciones”. Sus conciertos se convierten en una ceremonia dónde el público se entrega a la risa y al llanto. Ningún concierto es igual al otro, lo mismo se la oye cantar valses, tangos y rancheras que cumbia, folk, rap o rock. «Mi trabajo musical está atravesado por el teatro y la escenografía es el vestuario; –afirma–, el sentimiento y la pasión me prenden fuego en una canción».

Sofía Viola, fusión que sorprende 3
Sofía Viola. (Foto: Cortesía)

¿Preservar las tradiciones o evolucionar? Para Sofía todo cambia, y la evolución implica tomar elementos del pasado y aplicarlos al presente con proyección hacia las nuevas generaciones. Considera las músicas antiguas como un tesoro que contiene herramientas futuristas. «La música es infinita, no tiene edad, simplemente es», reitera.

¿Proyectos? Quiere trabajar en la fabricación de instrumentos de arcilla, dice. «Es fascinante hacer sonar un pedazo de barro amasado. Es de una tradición muy antigua y me conecta con los elementos». También quiere continuar con el bordado y sueña con hacer prendas únicas confeccionadas a mano. Está trabajando en un cancionero ilustrado para cantar, tocar y pintar. «Me gusta saber más de un oficio, me alimenta el espíritu».

Sofía se presentará en Straming, desde el Teatro Esperanza el próximo 22 de septiembre a las 7.30 pm. Información y billetes en EsperanzaArtsCenter.us.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here