La gente reacciona cerca de un mural de George Floyd después de que el exoficial de policía Derek Chauvin, fuera declarado culpable de todos los cargos en Minneapolis, Minnesota, por la muerte de Floyd en Atlanta, Georgia. (Foto: EFE/Erik S. Lesser)

Las calles de varias ciudades fueron escenario de celebraciones tras conocerse la decisión del jurado que declaró culpable al exagente Derek Chauvin de tres cargos por el asesinato de George Floyd, mientras se alzaron voces a favor de una reforma del sistema policial. Asimismo, el Departamento de Justicia anunció que ha abierto una investigación civil sobre la legalidad de las prácticas de la Policía de Mineápolis.

El exagente de policía de Mineápolis Derek Chauvin fue declarado culpable de todos los cargos de los que se le acusaba por la muerte por asfixia de Floyd, según el veredicto unánime del jurado de este caso que mantuvo en vilo a Estados Unidos. La muerte del ciudadano negro a manos de Chauvin, que durante más de nueve minutos aprisionó con su rodilla el cuello de la víctima, dio la vuelta al mundo en mayo del año pasado y provocó una enorme ola de protestas en el país y en el extranjero.

Poco más de diez horas de deliberaciones necesitaron los 12 miembros del jurado para alcanzar su veredicto por unanimidad, por el que consideraron a Chauvin culpable de los tres cargos que se le imputaban. Dichos cargos son asesinato involuntario en segundo grado, penado con hasta 40 años de cárcel; asesinato en tercer grado, con una condena máxima de 25 años, y homicidio involuntario en segundo grado, que acarrea hasta 10 años de privación de libertad. Como no tiene antecedentes penales, solo podría ser condenado a un máximo de 12 años y medio de prisión por cada uno de los primeros dos cargos y a 4 años de cárcel por el tercero. La sentencia que deberá cumplir se conocerá en entre seis y ocho semanas.

VOLVER A RESPIRAR

“Hoy, podemos volver a respirar”, afirmó, en una rueda de prensa, uno de los hermanos de Floyd, Philonise, en clara referencia a las últimas palabras que pronunció George —“no puedo respirar”—cuando Chauvin lo asfixiaba con la rodilla. La familia de Floyd compareció ante los medios acompañada de activistas como Al Sharpton y también de su abogado, Ben Crump.

“Lo que le pasó a mi hermano fue una película. El mundo vio cómo su vida se apagaba. Y yo no he podido hacer nada más que mirar, especialmente en la sala del tribunal, una y otra vez, a mi hermano ser asesinado”, agregó entre lágrimas Philonise Floyd.

Además, recordó otros casos de violencia contra negros, como el de Daunte Wright, que murió hace una semana precisamente en las afueras de Mineápolis de un disparo de una policía. “Tenemos que entender siempre que tenemos que protestar. Vamos a tener que hacerlo para siempre”, dijo.

“Apoyémonos en este momento y asegurémonos de que quede documentado para los hijos que aún no han nacido. Que cuando tomen el periplo hacia la justicia, sepan que la sangre de George Floyd les dará un rastro para encontrar el camino hacia un Estados Unidos mejor”, dijo Crump.

Los familiares coincidieron en pedir al Congreso que apruebe el proyecto de ley de reforma policial, bloqueado ahora por los republicanos en el Senado, que está bautizado con el nombre de George Floyd.

Urgen a reformar el sistema policial 1
Un grupo de personas reacciona tras conocerse el veredicto en el juicio contra Chauvin en Mineápolis. (Foto: EFE/Alex Segura Lozano)

A ALTURA DEL LEGADO

Nada más conocerse el veredicto, el presidente Joe Biden llamó por teléfono a la familia de Floyd. En la conversación telefónica, grabada en video por el abogado de la familia, Biden celebró que se haya hecho “justicia” en este juicio y se declaró “aliviado” por el veredicto.

Más tarde, en una comparecencia pública en la Casa Blanca junto a la vicepresidenta, Kamala Harris, Biden declaró que la muerte de Floyd fue “un asesinato a la luz del día” que vio todo el mundo y consideró que el veredicto puede ser un “gigante paso adelante” en el “camino hacia la justicia en Estados Unidos” … “Pero no es suficiente, no se puede parar aquí”, advirtió Biden, quien pidió al Congreso que apruebe reformas de las prácticas policiales en el país para estar “a la altura del legado” de Floyd.

El senador de origen hispano Bob Menéndez recordó que Chauvin puso su rodilla en el cuello de Floyd “durante 9 minutos y 29 segundos sin tener en cuenta su vida”, y agradeció al jurado por haber otorgado a la familia de este hombre negro “la justicia que se merece”.

INVESTIGACIÓN CIVIL

El Departamento de Justicia anunció que ha abierto una investigación civil sobre la legalidad de las prácticas de la Policía de Mineápolis para determinar si tiene un patrón o prácticas policiales que son inconstitucionales o ilegales. El fiscal general Merrick Garland admitió que “no aborda problemas policiales potencialmente sistémicos”, por lo que esta investigación de la Justicia revisará “si hay uso excesivo de fuerza, discriminación y otros abusos”.

Según el fiscal general, los investigadores hablarán con miembros de la comunidad “para escuchar sus experiencias con la policía” y con los propios agentes sobre los entrenamientos que reciben dentro del departamento policial. “Su perspectiva es esencial”, dijo.

Nada más conocerse el veredicto, el presidente Joe Biden llamó por teléfono a la familia de Floyd. En la conversación telefónica, grabada en video por el abogado de la familia, Biden celebró que se haya hecho “justicia” en este juicio y se declaró “aliviado” por el veredicto.

Más tarde, en una comparecencia pública en la Casa Blanca junto a la vicepresidenta, Kamala Harris, Biden declaró que la muerte de Floyd fue “un asesinato a la luz del día” que vio todo el mundo y consideró que el veredicto puede ser un “gigante paso adelante” en el “camino hacia la justicia en Estados Unidos” … “Pero no es suficiente, no se puede parar aquí”, advirtió Biden, quien pidió al Congreso que apruebe reformas de las prácticas policiales en el país para estar “a la altura del legado” de Floyd.

El senador de origen hispano Bob Menéndez recordó que Chauvin puso su rodilla en el cuello de Floyd “durante 9 minutos y 29 segundos sin tener en cuenta su vida”, y agradeció al jurado por haber otorgado a la familia de este hombre negro “la justicia que se merece”.

Muertes en manos de policías

Otra muerte a manos de un policía de una joven negra de 16 años, Ma’Khia Bryant, en Ohio.
Según la versión policial, un agente disparó contra Bryant cuando la adolescente aparentemente amenazaba con un cuchillo a otras dos menores de edad, lo que se puede apreciar en las imágenes de la cámara corporal del policía implicado.
Este suceso ocurrió 30 minutos antes de que se diera a conocer el veredicto del jurado en el caso de Floyd.
Este episodio se suma a los dos registrados en las últimas semanas que terminaron con la muerte a disparos de dos jóvenes de minorías raciales: Daunte Wright, de 20 años, que murió en Brooklyn Center (Minesota) y Adam Toledo, de 13 años, en Chicago.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here