Fort Hood, TX – La soldado Vanessa Guillén, de 20 años, desapareció el 22 de abril en la base militar Fort Hood. La última vez que se le vio fue en el estacionamiento de las oficinas principales del regimiento de ingeniería. Llevaba una camiseta negra y pantalones deportivos color morado. Posteriormente, cuando se inició la investigación de su paradero, se supo que había dejado las llaves de su carro, la llave del cuarto, su identificación y cartera en el depósito de armas donde había estado trabajando más temprano ese día. Es especialista de reparación de armas de mano del regimiento de artillería.

 Gloria Guillén, la madre de Vanessa, dijo que no confiaba en que el ejército condujera la investigación. “¿Por qué desapareció? Por el amor de Dios, ya no puedo soportar un día más. Quiero saber la verdad”.

Eso es lo que precisamente quiere saber la congresista García al igual que la actriz mexicana Salma Hayek, organizaciones que abogan por las comunidades latinas y otras personas que están apoyando a la familia Guillén.

Sylvia García, congresista de Texas, que representa parte del área de Houston, donde reside la familia Guillén, anunció recientemente en una conferencia de prensa por Zoom con la familia Guillén, “Necesitamos llegar al fondo de esto. Necesitamos asegurarnos de investigar cada queja y cada acusación que se haga en este caso para llegar al fondo del caso. La mamá y la hermana de Vanessa han dejado en claro que Vanessa no se sentía segura en la base militar y que quizás haya sido víctima de abuso sexual en la base militar. Esto es muy grave”.

Tres meses desaparecida ¿indolencia o complicidad? 1

Por su parte, el coronel Ralph Overland, comandante del Tercer Regimiento de Caballería afirmó, “He abierto una investigación concerniente a la información que proveyó la familia Guillén de que la soldado Vanessa Guillén había sido acosada sexualmente antes de su desaparición. Considero que las acusaciones de acosamiento sexual son muy graves y estamos realizando una investigación minuciosa”.

Sin embargo, investigadores del caso han informado que hasta ahora no han encontrado “información creíble” para suponer que Vanessa Guillén fue abusada sexualmente. También excluyeron que su caso estuviese conectado con la desaparición del soldado Gregory Wedel-Morales, quien desapareció en agosto de 2019 en Killneen, TX y cuyos restos óseos fueron hallados el 19 de junio de 2020. 

El ejército ha lanzado una búsqueda a nivel nacional en la que participa el FBI, los guardabosques, alguaciles, guardianes de la fauna, el departamento de seguridad pública de Texas, así como los departamentos locales de policía.

Actualmente se ofrece una recompensa de $50,000 por información creíble acerca del paradero de la soldado hispana Vanessa Guillén.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here