Los efectos de la luz azul en la piel incluyen la degradación del colágeno, la modificación de la composición lipídica del estrato córneo. Crédito Pexels

Durante la Pandemia hemos incrementado nuestro número de horas frente a la pantalla, ya sea por estudio, trabajo a distancia o esparcimiento; esto ha preocupado a los médicos por varios motivos, entre ellos el posible daño a la vista, a nuestra actividad cerebral que impide un descanso profundo etc., lo que ahora es una novedad, es que tu piel podría envejecer prematuramente por mirar la pantalla de tu computadora por mucho tiempo.

La luz visible, especialmente la luz azul que emiten los monitores y teléfonos es un factor importante para el envejecimiento y la aparición de manchas oscuras en la piel. Y debido a que estamos usando nuestros teléfonos y nos sentamos frente a las pantallas de las computadoras por períodos más largos, estamos expuestos a más luz visible que nunca, según explicó la dermatóloga certificada Vivian Bucay en el portal de Yahoo.

Los efectos de la luz azul en la piel incluyen la degradación del colágeno, la modificación de la composición lipídica del estrato córneo (también conocidos como los aceites naturales en la capa más externa de la piel) y los cambios en la pigmentación de la piel. Esto quiere decir que puede causar envejecimiento prematuro, sequedad e hiperpigmentación.

Además de reducir el tiempo de pantalla, una manera fácil de minimizar el daño es usar un protector solar a base de minerales, que ayudará a filtrar las longitudes de onda de la luz visible.

También dañan la piel 1
Crédito Pexels

Toma en cuenta que no todos los protectores solares protegen contra la luz visible, por lo que es imprescindible leer los ingredientes que contiene cada producto para garantizar que te protegerá totalmente contra todo tipo de luz. Busca que en la etiqueta diga que tiene ingredientes como óxido de zinc y dióxido de titanio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here