Inglis Methodist Gardens es una comunidad de salud pública primera en su tipo, ubicada al oeste de Filadelfia. (www.inglis.org)

Según el informe anual de evaluación de personas sin hogar (AHAR) de 2020 para el Congreso, en una noche cualquiera de enero, había 580.000 personas sin hogar en los Estados Unidos. El 61% eran personas protegidas y el 39 por ciento no tenían protección.

La falta de vivienda a nivel nacional aumentó de 2019 a 2020 por tercer año consecutivo. Según los más recientes datos en Filadelfia, las organizaciones de ayuda para personas sin hogar en la ciudad involucran a más de 6,000 personas que viven en la calle, en automóviles, edificios abandonados, estaciones de tren/autobús y otros lugares que no están destinados a la habitación humana.

Durante el año escolar 2019 – 2020, 3800 niños y jóvenes en Filadelfia quedaron sin hogar. Sin embargo, el Departamento de Educación de Filadelfia sospecha que la cantidad real de estudiantes sin hogar es mayor.

En Filadelfia, una persona tendría que trabajar 86 horas a la semana con el salario mínimo de $7.25 por hora para poder pagar incluso un apartamento modesto de una habitación.

Filadelfia tiene una tasa de pobreza del 23%, una de las más altas de la nación. De ese 26%, más de la mitad (11,1 por ciento) vive en la pobreza extrema, con ingresos por debajo del 50% del límite federal de pobreza. COVID-19 causó un daño repentino y severo a la economía de Filadelfia en 2020.

A finales del año pasado Inglis y Methodist Services se unieron para abrir Inglis Methodist Gardens, una comunidad de salud pública primera en su tipo, ubicada en la sección de Wynnefield Heights, al oeste de Filadelfia, con viviendas especializadas, asequibles y accesibles para personas con discapacidades o personas que están en transición desde la falta de vivienda.

“Desde 1966, Methodist Services ha brindado alojamiento a personas sin hogar”, dijo Anne Rice Burgess, presidenta y directora ejecutiva de Methodist Services. “Hoy, estamos encantados de asociarnos con Inglis Housing Corporation para establecer un nuevo modelo de vivienda comunitaria, diseñado para ofrecer acceso a personas y familias que tienen inseguridad de vivienda y, en la mayoría de los casos, cuya salud se ha visto comprometida.

MARÍA, UNA DE LAS PRIMERAS RESIDENTES

María Roldán nació en el norte de Filadelfia hace 36 años. Ella fue desalojada de su departamento a principios del 2018 por problemas relacionados con el abuso de sustancias y recaídas.

Se registró en el programa de rehabilitación para pacientes hospitalizados en la 8th y Girard, donde permaneció durante 30 días y donde conoció a un consejero cariñoso y de confianza.

Después de tres meses en una vivienda temporal, se mudó a Mercy Hospice, ahí supo de Methodist Services y su programa de vivienda. En julio de 2018, se mudó a Bridge House de Methodist Services y en noviembre de 2018 se mudó a la residencia Hope Vine de Methodist. Durante este periodo, comenzó a tomar clases con el objetivo de recibir el diploma de la escuela secundaria. Mientras estaba en Hope Vine, preguntó por una habitación más grande y le hablaron de Inglis Methodist Gardens. La animaron a presentar su solicitud, lo hizo de inmediato y fue una de las primeras residentes en mudarse.

Actualmente, María planea completar las clases para recibir su diploma de secundaria y sueña con abrir una casa de recuperación.

Consta de 47 apartamentos asequibles, integrados y de apoyo, 23 de los cuales son totalmente accesibles y mejorados tecnológicamente para una mayor independencia. Inglish está trabajando para mudar a 23 miembros discapacitados de nuestra comunidad, y Methodist Gardens está trabajando para llenar los otros 24 apartamentos.

Inglis Methodist Gardens ubicado en el 4161 Edgley Av., Filadelfia, PA 19131, fue financiado por varios socios, todos los cuales se atribuyen profundamente a las causas de la salud y la vivienda estable para quienes están en transición de la falta de vivienda y las personas con discapacidades. El proyecto de $16,8 millones recibió fondos a través de créditos fiscales para viviendas de bajos ingresos de la Agencia de Financiamiento de la Vivienda de Pensilvania (PHFA, siglas en inglés), una donación de liderazgo de $4 millones de Aetna Better Health of Pennsylvania y una inversión de $700,000 del Federal Home Loan Bank of Pittsburgh.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here