(Foto: Captura redes Keith Gibson).

Un individuo figura como «persona de interés» y está bajo la custodia de las autoridades en relación con la matanza de dos trabajadoras hispanas en Filadelfia y Wilmington, respectivamente.

La gerente de Dunkin ’Donuts fue asesinada a tiros la madrugada del 5 de junio después que el hombre que quedó captado en video, la confrontara cuando abría la tienda en el norte de Filadelfia, la obligaba a entrar y le exigía que le diera todo el dinero, dijo la policía.

Christine Lugo, de 41 años, gerente de una tienda de donas Dunkin ‘en Fairhill Street y Lehigh Avenue en el norte de Filadelfia, estaba abriendo la puerta principal justo antes de las 5:30 de la mañana del sábado 6 de junio cuando un hombre con un revólver la agarró y entró a la fuerza. Le disparó en la cabeza después de que entregó una cantidad no revelada de efectivo.

Las autoridades de Filadelfia instaron a los posibles testigos a hablar y ayudar a identificar al hombre que mató a tiros a la madre de dos hijos y abuela de origen puertorriqueño.

El objetivo final de la boricua era mudarse a Massachusetts para estar con ellos y sus nietos

Días después la tienda donde trabajaba permanecía cerrada, con carteles que decían que los empleados estaban de luto «por la pérdida de nuestra querida gerente Lugo». Una foto de ella colgaba en el escaparate de la tienda, mientras que decenas de velas y animales de peluche se colocaban debajo de los globos en el frente.

La tienda generalmente está abierta las 24 horas y solo ofrece servicio de autoservicio durante la noche. Pero la persona que se suponía que debía trabajar desde el viernes por la noche hasta el sábado por la mañana llamó, dijo el gerente asistente Terrell Johnson, lo que significaba que Lugo se presentó en una tienda vacía y se fue para abrirla sola.

El principal sospechoso del homicidio fue detenido este martes e identificado por las autoridades como Keith Gibson. Informes policiacos vinculan a Gibson con el homicidio de Leslie Ruiz Basilio, reportado el 15 de mayo en Elsmere, condado de New Castle, Delaware.

Las autoridades federales y locales están trabajando juntas para determinar si el hombre está relacionado con tres muertes por disparos en dos estados.

El asesinato fue uno de al menos seis entre el viernes y el domingo, según la policía. Ya este año a principios de semana más de 230 personas han muerto en homicidios, dijo la policía, la cifra más alta hasta la fecha desde al menos 2007, y un 33% más que en este momento el año pasado.

Además, 889 personas han recibido disparos en la ciudad hasta el domingo 7 de junio, según las estadísticas de la policía, un aumento del 28% en comparación con el ritmo del año pasado.

El sospechoso está en el Departamento de la Policía en Delaware. donde enfrenta cargos por otro crimen que no tiene nada que ver con la muerte de Chrsitine Lugo en Dunkin Donuts ni de Leslie Lizet Basilio en Metro by Tmobile. Filadelfia lo está extraditando; el presunto asesino es sospechoso de haber asesinado a su madre a inicios del 2021; y ha trascendido que ya estuvo preso por asesinato y fue liberado.

El sospechoso podría haber cometido otro crimen contra una dama en febrero pasado. Esta vez se trata de su propia madre. Cabe recordar, que la camioneta hurtada de Basilio fue hallada en Filadelfia la semana pasada y que el crimen de Lugo fue perpetrado la madrugada del pasado sábado. En ambas instancias las mujeres cumplieron con los requerimientos del asaltante, pero fueron asesinadas sangre fría, lo que hace presumir que se puede tratar de que su perpetrador es un asesino serial.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here