Alcalde de la Ciudad de Filadelfia. Jim Kenney.(Foto: Archivo/Impacto)

FILADELFIA. — La Ciudad de Filadelfia anunció hoy que el panel de mediación de intereses emitió una concesión que regirá los términos y condiciones de empleo para los oficiales de policía de la Ciudad durante un período de tres años desde el 1 de julio de 2021 hasta el 30 de junio de 2024. Además de los aumentos salariales anuales que reconocen la dedicación y el servicio de los oficiales frente a la adversidad, la concesión también logra varias de las prioridades de la Ciudad que buscan hacer que el proceso de disciplina de la policía sea más transparente y responsable, incluyendo modificaciones en el proceso de mediación e incorporando a los civiles en el proceso disciplinario de manera clave.

«Nuestros agentes de policía están en primera línea juramentados para proteger y servir a nuestros residentes con honor, y quiero darles las gracias por su dedicación y su firme servicio frente a la adversidad cada día», dijo el alcalde Jim Kenney. «Aunque la mayoría de los agentes sirven con integridad, también reconocemos la tensión y la preocupación que sienten muchos residentes en sus interacciones con la policía. Creemos que las reformas de la concesión ayudarán a mejorar la relación entre la policía y la comunidad, ayudando en última instancia a mantener a los habitantes de Filadelfia más seguros.»

Es importante destacar que la concesión revisa el código y el proceso disciplinario para los agentes que presuntamente han incurrido en mala conducta, aumentando la responsabilidad y la transparencia. Los cambios incluyen:

  • Revisiones del código de disciplina para aumentar el tiempo que la disciplina permanece en el expediente de un oficial, aumentar las sanciones para una serie de delitos y añadir nuevos delitos, incluyendo la prohibición de los oficiales de fraternizar con miembros de grupos de odio.
  • Permitir que personas ajenas a la unidad de negociación determinen los cargos disciplinarios que se presentarán contra los agentes.
  • Permitir que el comisario de policía recurra a personas que no sean agentes o incluso a defensores externos para presentar el caso del Departamento en la Junta de Investigación Policial (PBI por sus siglas en inglés), que revisa las pruebas y evalúa si el agente es culpable de los cargos identificados.
  • Reformar la composición de los paneles de la PBI para añadir a cada panel personal que no sea de plantilla, o incluso que no sea empleado de la Ciudad, y eliminar al oficial del mismo rango; actualmente, la PBI está formada por un oficial del mismo rango y dos oficiales de rango superior. 

Estos cambios también permitirán al Departamento incorporar aspectos de la legislación de la Comisión Ciudadana de Supervisión Policial (CPOC por sus siglas en inglés) en los procesos disciplinarios del Departamento. En noviembre de 2020, los habitantes de Filadelfia votaron abrumadoramente a favor de la creación de la CPOC, que sustituirá a la Comisión Asesora de la Policía y servirá como grupo independiente para investigar las denuncias de mala conducta policial. 

La concesión también aborda el procedimiento de reclamación y mediación, una prioridad clave para la ciudad, mediante la creación de un nuevo panel de mediación sólo para casos de despido de la policía: la Junta de Arbitraje de Despido de la Policía (PTAB por sus siglas en inglés). Entre los aspectos que aumentarán la confianza de los ciudadanos en el proceso de reclamación y arbitraje se encuentra lo siguiente:

  • La Ciudad y FOP (por sus siglas en inglés) nombrarán un número igual de mediadores, de los cuales al menos el 40 por ciento serán personas que se identifiquen como mujeres, personas de color u otros grupos infrarrepresentados.
  • Los mediadores de la PTAB tendrán un conjunto más amplio de experiencias que los actuales mediadores que proceden exclusivamente de las listas de la Asociación Americana de Arbitraje; los mediadores de la PTAB deben poseer un doctorado en derecho o tener al menos dos años de servicio como mediador laboral o como profesional de las relaciones laborales.
  • Los mediadores de la PTAB recibirán formación antes de conocer los casos, lo que les permitirá redactar concesiones más justas gracias a la comprensión tanto de las normas jurídicas que rigen el proceso de arbitraje como de las políticas y los procedimientos disciplinarios del Departamento de Policía.

Para incorporar aún más la opinión de los civiles, el Departamento de Policía revisará qué responsabilidades pueden ser llevadas a cabo por personas no juramentadas (civiles) con el fin de reducir los costes y aumentar la eficiencia general mediante el despliegue de agentes uniformados en las zonas con mayores necesidades de seguridad pública. La concesión establece un proceso de resolución de conflictos cuando la Ciudad intente trasladar el trabajo de los agentes jurados a los civiles cuando sea apropiado hacerlo. 

La concesión también prevé aumentos salariales anuales del 2,75 por ciento en el primer año del contrato y del 3,5 por ciento en cada uno de los dos años siguientes. Además, la concesión incluye una bonificación única de 1.500 dólares, al tiempo que establece que la Ciudad renunciará a pagar los costes del seguro médico de los empleados cubiertos durante dos meses, uno en el 2021 y otro en el 2023, lo que tendrá un impacto significativo y positivo en los gastos de la Ciudad; los gastos de esos meses serán cubiertos en su lugar por el fondo de salud y bienestar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here