Vista de varios carteles que rechazan el racismo durante una manifestación en EEUU. (Foto: EFE/ETIENNE LAURENT)

Nueva York, EE.UU.- Los residentes de Filadelfia (Pensilvania) consideran que existe racimo en las áreas de justicia penal, educación y vivienda en esa ciudad y que debe haber un discurso público sobre ello, de acuerdo con los resultados de un estudio.

Según los resultados, el 36 % de los encuestados afroamericanos dijo haber sido testigos del racismo en el sistema de justicia penal y el 55 % lo han experimentado personalmente, mientras que los estadounidenses blancos dijeron que no han tenido ese tipo de experiencia, señala este sábado The Philadelphia Tribune.

La encuesta encontró que más personas negras han experimentado personalmente el racismo en el área de la educación (53%) y un 58 % en la vivienda.

Está previsto que Ending Racism Partnership publique el miércoles los resultados de su encuesta regional que destacó la presencia del racismo en Filadelfia y que adelantó The Philadelphia Tribune.

La encuesta fue resultado de una colaboración de la Coalición de Asuntos Urbanos (UAC) e Independence Blue Cross, con la participación de residentes, entre ellos líderes influyentes de la comunidad, empresas, el gobierno y el sector filantrópico para poner fin a la injusticia racial y la desigualdad económica en la ciudad.

Participaron más de 3.100 ciudadanos que contaron sus experiencias de primera mano sobre sus percepciones del racismo y el impacto en sus vidas.

«La gente busca un discurso público más honesto sobre el racismo», dijo Sharmain Matlock-Turner, presidente y director ejecutivo de UAC.

«Las personas están listas para hablar y creemos que si están dispuestas a hablar, estarán dispuestas a abordar y hacer y, en última instancia, llegar al lugar donde veremos un cambio permanente», agregó.

La mayoría de los encuestados se identificaron como mujeres entre las edades de 18 y 44 años, con un título universitario o en vías de obtenerlo.

El cuarenta y cinco por ciento de los encuestados se identificó como blancos y el 31 % como negro, el 12 % como español o hispano.

Entre las recomendaciones que hicieron proponen que haya un discurso público más honesto sobre el racismo como cambio de políticas con una agenda de reformas en todas las áreas donde existe, particularmente en justicia penal, educación y vivienda.

Igualmente sugieren que se aumenten los fondos a iniciativas que promuevan la calidad de vida y el bienestar de los residentes negros en Filadelfia y otras comunidades históricamente marginadas y personas de color.

«Tenemos que cambiar la forma en que las personas que tienen más poder tratan con las personas que han sido marginadas y tienen menos», dijo Arun Prabhakaran, vicepresidente ejecutivo de la UAC.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here