¡Recupere su energía abrazando a un árbol! ¡No se arrepentirá! (Foto: Jplenio, Pixabay)

No hay que ser psicólogo para percibir que la pandemia nos ha afectado a muchos en el aspecto emocional. De una manera u otra, los niveles de estrés, ansiedad y depresión nos han jugado una mala pasada. ¿Cuántos de nosotros nos hemos sentido abrumados por la impotencia de no saber qué pasará en un futuro inmediato?

He aquí algunas prácticas sencillas de mi caja de herramientas, que le pueden ayudar a mejorar su bienestar emocional.

Abrazar a un árbol

La primera vez que escuché esta práctica, me pareció un poco extraño. Me pregunté: ¿qué se sentirá abrazar a un árbol? La respuesta que encontré fue muy simple: una conexión interior y muy profunda con la naturaleza. Desde aquella primera vez, me tomo la libertad –cada vez que puedo–, de abrazar árboles cuyas marcas del tiempo guardan secretos escondidos; y en otras ocasiones, me gusta sentir la fragilidad de los troncos jóvenes que necesitan del tiempo para crecer. Cada una de estas experiencias provocan sensaciones de energías diferentes.

Salud mental: tres estrategias para fortalecerla 1
¡Disfrute del canto de un pájaro por la mañana! (Foto: Ellen Chan, Pixabay)

Caminar descalzo encima del pasto

A veces nos pasa que, por una razón u otra, nos sentimos desconectados de nuestro mundo interior. Muchas veces no hay explicación alguna de lo que sentimos, pero es necesario actuar de inmediato. Si tiene un jardín, caminar descalzo por encima de la hierba verde provoca una sensación de cuidado con la madre tierra. Sentir la tierra húmeda y fría hace que la persona despierte esa conexión con la naturaleza y la vida misma. ¡Todos formamos parte de la inmensidad del universo!

Despertar nuestro campo sensorial 

Cuando esté visitando algún parque, concéntrese en identificar sonidos, olores, contexturas y sensaciones que le provoca ese ecosistema verde. Por ejemplo, si está escuchando la sinfonía de los pájaros durante la mañana, trate de identificar los diferentes silbidos y texturas musicales. Si, como una partitura, la persona puede identificar las notas graves y agudas de los susurros de cada tipo de pájaro. Identifique individualidades; pero, también, disfrute de la música melódica que todos ellos le brindan conjuntamente. Así despertará, poco a poco su campo intuitivo. 

Conectarse con la naturaleza nos ayuda a enfocarnos con nuestro mundo interior buscando esa unidad entre el estado mental, emocional, físico y espiritual. Cuando alguna de estas áreas se encuentra debilitada; sin darnos cuenta, afecta a la otra. Ponga en su agenda 5 minutos al día para efectuar algunas de estas prácticas y verá cómo creará un hábito positivo en su rutina diaria. ¡Hacia una vida saludable y armoniosa!

Contacto: LinkedIn @maryluzmarques, Twitter @maryluz_marques

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here