Ilustración (Archivo Impacto)

Nueva York, EE.UU.– Cerca de 150 organizaciones pidieron al secretario del Departamento de Seguridad Nacional (DHS), Alejandro Mayorkas, que cierre el centro de detención de inmigrantes de que el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) tiene en el condado de Berks (Pensilvania).

En una carta enviada a Mayorkas el viernes y dada a conocer este lunes, 145 organizaciones agrupadas bajo Shut Down Berks Coalition (Coalición para el Cierre de Berks) destacan que por primera vez en muchos años el centro en ese condado está vacío, luego de que el pasado 26 de febrero todas las familias que estaban allí fueron entregadas a familiares o patrocinadores en diversos estados.

«Creemos que esta decisión es solo el primer paso hacia el fin de la detención familiar de una vez por todas en este país. Encarcelar inmigrantes, ya sean familias, niños o adultos individuales, es cruel, inhumano, abusivo e inmoral», indican en la misiva los grupos, entre ellos la Unión de Libertades Civiles (ACLU).

Igualmente señalaron a Mayorkas que se oponen a los nuevos planes para detener, procesar, encarcelar o someter a mujeres inmigrantes o cualquier otra persona en esa instalación bajo contrato federal.

Recordaron a Mayorkas las denuncias de que en centros de detención para mujeres, como el T. Don Hutto, en Texas, ha habido «abuso sexual generalizado, represalias, negligencia médica y deficiencia nutricional».

«Las mujeres de T. Don Hutto también han sido sometidas a un control inhumano, aislamiento y separación de la familia y la comunidad», dijeron y recordaron que fue un centro de detención familiar convertido en un centro para albergar mujeres inmigrantes.

Destacan además que el gobernador de Pensilvania, Tom Wolf, el senador federal Robert Patrick Casey, ambos demócratas, los miembros de la Cámara de Representantes y la Legislatura estatal han dejado en claro que no quieren un centro de detención de inmigrantes en el estado.

La coalición pidió a Mayorkas que use su poder «para luchar contra la deshumanización de los inmigrantes».

«Alzamos nuestra voz colectiva porque estamos cansados de años de abusos, promesas incumplidas, desigualdad y deshumanización», afirmaron en la carta, enviada también al presidente Joe Biden y a vicepresidenta Kamala Harris.

El DHS, ICE y la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) han operado un sistema de inmigración «que abusa y daña a nuestras comunidades. Han violado los derechos de muchos, arrancando a los niños de los brazos de sus padres, solo para ponerlos en prisiones donde a menudo fueron abusados sexualmente e incluso ‘perdidos'».

«Solicitamos que ICE rescinda el contrato con el condado de Berks y suspenda cualquier uso del centro para que esta instalación pueda reutilizarse en beneficio de la comunidad», reiteran las organizaciones.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here