Fallo sobre DACA envía «mensaje claro» a la nueva administración de Joe Biden

0
Los principales beneficiarios de inmediato con la ley son los "soñadores", los jóvenes acogidos al programa de Acción Diferida Para los Llegados en la Infancia (DACA), porque tienen permiso de trabajo. EFE/ Shawn Thew/Archivo

La reciente decisión de un juez federal de Nueva York sobre DACA es «una victoria grande» en la larga lucha para proteger ese programa, que beneficia a miles de jóvenes inmigrantes llegados al país en su infancia, y un «mensaje claro» para la nueva administración del presidente electo Joe Biden, que se comprometió a reinstalarlo, consideran beneficiarios y activistas.

«Los últimos dos sábados han estado llenos de mucha emoción y de buenas noticias», comentó a Efe Eliana Fernández, beneficiaria del programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA), al referirse al anuncio de que Biden es el presidente electo y a la decisión del juez que restauró beneficios del programa, blanco de ataques de la saliente administración republicana.

Fernández, una de las demandantes en el caso «Batalla Vidal v. Wolf» en el tribunal federal en Brooklyn, el primer desafío legal que enfrentó el presidente Donald Trump tras haber derogado DACA en 2017, aseguró que lo que más le complace de la decisión del juez Nicholas Garaufis es que protegerá a unos 1,1 millones de jóvenes que como ella fueron traídos a este país en su infancia.

«Batalla Vidal vs Wolf» fue una de las demandas que llegaron ante el Tribunal Supremo-presentada originalmente en la corte federal en Brooklyn por Se Hace camino Nueva York-, que el pasado junio determinó que fue ilegal la acción de Trump de poner fin al programa que desde hace ocho años ha protegido de la deportación a estos jóvenes, y les ha permitido trabajar, conducir y viajar.

Tras la decisión del Supremo, en lugar de renovar DACA, el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) redujo de dos a un año la vigencia de los permisos de trabajo, rechazó aceptar nuevas solicitudes de miles de jóvenes para acogerse al programa y restringió los permisos para viajar fuera del país.

Una coalición de fiscales, liderados por Nueva York, impugnó dicha acción alegando que era ilegal, y finalmente el juez Garaufis, que presidió el caso de Batalla Vidal en Nueva York, dictaminó que el secretario del DHS, Chad Wolf, no ocupaba su posición legalmente cuando suspendió y limitó las protecciones para los «soñadores», por lo que sus acciones quedaron invalidadas.

Fernández destacó que la decisión de Garaufis es que beneficiará a cuando menos 1,1 millones de jóvenes y que miles podrán acogerse ahora a los beneficios del programa, luego de que la Administración Trump rechazara aceptar nuevas solicitudes. Los que trabajan como Fernández podrán volver a renovar sus permisos cada dos años, en lugar de cada año como había estipulado el saliente Gobierno republicano.

Sin embargo, señaló que la decisión del magistrado federal no ordena al Gobierno una fecha para restaurar esos beneficios, lo que esperan pueda ocurrir luego de una audiencia entre los demandantes y demandado (Gobierno) a la que le convocó Garaufis para este miércoles a las diez de la mañana para ultimar detalles del caso.

«Me da tranquilidad saber que todo lo que hemos estado peleando con este caso ha dado frutos y eso es muy importante porque eso prueba la resistencia que tenemos como comunidad inmigrante y cómo hemos seguido ganando ataque contra ataque de la Administración Trump», afirmó.

Recordó que tomó una foto a la página de la decisión de Garaufis en la que parece su nombre y la mostró con orgullo a sus hijos y les explicó su significado.

No obstante, reconoce que aún hay camino que recorrer pero «es un mensaje claro para que la nueva administración pueda ver todo lo que se ha batallado durante los pasados cuatro años con el DACA y tome las medias necesarias» para su permanencia, y que hay otras medidas que puede tomar para proteger al resto de los inmigrantes en el país.

«Sabemos que esta victoria es solo el comienzo. La nueva administración no solo debe proteger inmediatamente a los titulares de DACA y los de Estatus de Protección Temporal (TPS) y revertir todas las políticas de Trump, sino también brindar un alivio rápido y un camino hacia la ciudadanía para los millones de familias indocumentadas en todo este país», dijo en un comunicado el codirector ejecutivo de Se Hace Camino Nueva York, Javier Valdés.

Por su parte, la fiscal general de Nueva York, Letitia James, ha dicho que ya el Tribunal Supremo había dictaminado que los intentos de Trump para «castigar injustamente a los soñadores eran ilegales».

«Ahora otra corte federal ha dictaminado que los intentos de esta Administración de eludir los tribunales en un esfuerzo por atacar y castigar a jóvenes inocentes es igual de ilegal», sostuvo.

El dictamen de Garaufis ha generado otras reacciones entre grupos proinmigrantes como America`s Voice, que lo considera «un nuevo día» para los soñadores y asegura que junto con el compromiso de Biden con la comunidad inmigrante refleja que existe consenso en el pueblo estadounidense en el tema migratorio.

«El futuro de los soñadores estaba en la boleta electoral en noviembre y ganaron», afirmó el director ejecutivo de la entidad, Frank Sharry, y aseguró que poner fin al DACA y amenazar con la deportación a quienes tienen vínculos profundos con esta sociedad «puede ser popular entre la base incondicional de Trump, pero es muy impopular entre todos los demás».

(c) Agencia EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here