Procurador General Josh Shapiro. (Foto: Archivo).

Hoy, el Procurador General Shapiro anunció que su oficina ha presentado una demanda contra Frank y Bianca Alvarez por recolectar miles de dólares por servicios ilegales relacionados con la inmigración para los cuales no estaban licenciados ni autorizados a proporcionar, y de hecho nunca lo hicieron.

Frank y Bianca Alvarez usaron su experiencia trabajando con abogados licenciados para, a veces, tergiversar que ellos mismos eran abogados con licencia, usar las facturas de estos abogados para aceptar dinero de los consumidores para casos que nunca fueron manejados por estos abogados y señalización engañosa para perpetrar su fraude. También aceptaron grandes sumas de pago en efectivo de los consumidores y, a menudo, nunca completaron el trabajo por el que se les pagó.

«Frank y Bianca Alvarez se aprovecharon repetidamente de las personas vulnerables, utilizando sus conexiones con abogados establecidos, para tergiversar y tratar de legitimar sus servicios ilegales. Se aprovecharon de las familias que necesitaban ayuda, pero que solo estaban interesadas en obtener ganancias», dijo el Procurador General Josh Shapiro. «Mi oficina continuará cerrando a cualquiera que engañe y se aproveche de los habitantes de Pennsylvania, donde sea que se encuentren.»

Caen abogados estafadores 1

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here