La comisionada de policía Danielle Outlaw, el alcalde Jim Kenney, a la izquierda, y el fiscal general Josh Shapiro, a la derecha, hablan frente al Hospital de la Universidad de Jefferson. (Foto: AP/Steven M. Falk)

El alcalde Jim Kenney se dirigió a los medios de comunicación durante un recorrido a pie por las inmediaciones del hospital que atendió a los policías heridos durante la celebración del Dia de la Independencia de Estados Unidos.

Jim Kenney, dijo que la creciente violencia en la ciudad lo ha dejado “con ganas de no ser alcalde”. También citó la frustración por los esfuerzos para endurecer las leyes de armas.

“Este es un país de armas. Es una locura. Somos el país más armado en la historia mundial y somos uno de los menos seguros”, dijo Kenney. “Estoy esperando que algo malo suceda todo el tiempo. Seré feliz cuando no sea alcalde y pueda disfrutar de algunas cosas.»

Sus declaraciones exasperadas, provocaron atención nacional y algunos pedidos de su renuncia.

“Así que seré feliz cuando no esté aquí, cuando no sea alcalde y pueda disfrutar de algunas cosas”.

Un reportero siguió, preguntando: «¿Estás ansioso por no ser alcalde?»

«Sí», dijo Kenney con una sonrisa, «de hecho».

La comisionada de policía Danielle Outlaw comenzó a hablar y devolvió la atención a la respuesta al tiroteo, que dejó a dos oficiales con heridas leves. Ambos fueron tratados y dados de alta el lunes por la noche. Nadie había sido arrestado hasta el martes por la mañana.

Según la comisionada de policía Danielle Outlaw, el incidente se registró en la cuadra 2500 de la calle Spring Garden, alrededor de las 9:45 p.m., justo cuando miles asistían al espectáculo de pirotecnia del festival de Wawa Welcome America cerca del Museo de Arte.

«La bala perforó el gorro de un agente pero se detuvo en una foto que tenía de un sacerdote», explicó Outlaw. «Un verdadero milagro», añadió.

La controladora Rebecca Rhynhart, quien dijo que la ciudad no tiene un liderazgo ejecutivo fuerte y que la respuesta de la administración a la violencia armada carece de urgencia, publicó que la declaración del alcalde fue “irresponsable”.

El momento de franqueza de Kenney fue aprovechado y las críticas aumentaron el martes por parte de colegas en el Ayuntamiento. Un puñado de demócratas de Filadelfia que están considerando postularse para reemplazarlo fueron especialmente duros o pidieron que Kenney, quien deja el cargo en enero de 2024, renuncie ahora.

Uno de ellos, el concejal general Derek Green, tuiteó el martes por la mañana que Kenney debería renunciar y escribió: “Todos estamos agotados por el nivel de violencia armada en nuestra ciudad. Sin embargo, nuestra Ciudad necesita ahora a alguien con la pasión y la visión para guiarnos hacia adelante. Renuncia.»

Minutos después, el concejal general Allan Domb, quien también está considerando postularse para alcalde, pidió la renuncia de Kenney y escribió en Twitter que “Filadelfia está en una crisis y necesita un alcalde que quiera el puesto y todas sus responsabilidades. Ya es hora de que @PhillyMayor renuncie por el bien de la ciudad y sus residentes”.

La concejal general Helen Gym, la incondicional progresista que también se cuenta entre los posibles candidatos a la alcaldía, no llegó a pedir que el alcalde renuncie, pero criticó la respuesta de su administración a la violencia armada, diciendo en un comunicado que «Jim Kenney puede ser derrotado, pero la ciudad no lo será.

También tuiteó que «la parte más ofensiva de los comentarios del alcalde de anoche no se trata de sentirse derrotado, sino de la implicación de que a él no le tiene que importar cuando no está en el cargo», y agregó: «Ponte tus pantalones de niño grande y ve». ¡trabajar!»

Los comentarios de Kenney contrastaron con los mensajes tuiteados desde su cuenta oficial minutos después, donde escribió que su administración “continuará haciendo todo lo posible para combatir la violencia armada en nuestra ciudad”.

“Nuestras tradiciones no pueden y no serán arruinadas por el flagelo de la violencia armada”, decía el tuit. “Amo esta ciudad, y como alcalde no quiero nada más que ayudar a resolver este problema y mantener seguros a nuestros residentes y visitantes”.

Se ofrece una recompensa de $20,000 por información que conduzca al arresto del sospechoso armado que hirió a dos policías durante la celebración del 4 de julio en Filadelfia.

Kenney frustrado por las leyes de armas

El hartazgo se remonta a la oleada de tiroteos en Filadelfia que comenzó en 2020 y llevó a que el año pasado fuera el más mortífero de la ciudad en la historia registrada.

Ha dicho que su administración está haciendo todo lo posible para detener la marea. El Departamento de Policía ha estado realizando arrestos por posesión ilegal de armas a un ritmo récord, y la administración gastará millones de dólares en el próximo año fiscal en una variedad de programas contra la violencia fuera de la aplicación de la ley.

El ayudante del alguacil de Montco, una de las víctimas del tiroteo del 4 de julio en Filadelfia

El ayudante del alguacil de Montco, John Foster, estaba en una misión especial en la ciudad cuando le dispararon durante un espectáculo de fuegos artificiales. Fue uno de los dos agentes de la ley que recibieron disparos el lunes por la noche durante un espectáculo de fuegos artificiales del 4 de julio en la ciudad. Es un veterano con 17 años en la Oficina del Sheriff del Condado de Montgomery. Su herida en su hombro pudo ser potencialmente mortal, según Oscar Gamble, portavoz de la Oficina del Sheriff del Condado de Montgomery.

Ahora está en casa recuperándose de su lesión después de haber sido dado de alta del Hospital Jefferson en Filadelfia, según la oficina del alguacil. Gamble dijo que muchos agentes del alguacil del condado de Montgomery brindan seguridad y ayuda especializada a las áreas vecinas, como Filadelfia, durante eventos grandes, como como el espectáculo de fuegos artificiales del Día de la Independencia.

La ciudad ha registrado al menos 1176 tiroteos en lo que va del año, un 4% más que el ritmo récord del año pasado.

Foster ha sido miembro del escuadrón antibombas en la Oficina del Sheriff del Condado de Montgomery durante tres años. El oficial herido, pertenece a la policía de Filadelfia tiene 36 años y es miembro de la unidad de Patrulla de Carreteras del departamento de policía de la ciudad. Según los informes, sufrió una herida por rasguño en la frente.

John Foster y un oficial de policía de Filadelfia resultaron heridos por disparos anoche mientras brindaban seguridad para las celebraciones del 4 de julio.
 

Hasta el martes por la mañana, no estaba claro si el tiroteo en Filadelfia fue un disparo intencional o accidental.

S.A.L.E.A quiere desear a TO Diggs de la Patrulla de Carreteras de Filadelfia y al Sheriff del condado de Montgomery John Foster una pronta recuperación.

La policía le pide a cualquier persona que tenga información, o que pueda tener una foto o un video del tiroteo, que los llame al 215-686-TIPS (8477).

“Hasta que los estadounidenses decidan que quieren renunciar a las armas y renunciar a la oportunidad de obtenerlas, tendremos este problema”. Alcande Jim Kenney

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here