Vista de una tienda de la cadena de tiendas WalMart, en Kingstown, Virginia (EEUU). (Foto: EFE/SHAWN THEW)

Nueva York, EE.UU.- El gigante minorista Walmart vio aumentar de forma importante sus ventas en el primer trimestre de su ejercicio fiscal, en el que tuvo un beneficio neto de 2.730 millones de dólares, gracias a la reapertura de la actividad económica en el país y a las medidas de estímulo del Gobierno.

La mayor cadena de supermercados del mundo facturó entre febrero y abril 137.159 millones de dólares, un 2,6 % más que en el mismo periodo del año anterior.

Sus ventas aumentaron un 6 %, con un alza del 37 % en las ventas a través de internet, lo que permitió a Walmart mejorar sus beneficios operativos en el país casi un 27 %.

El beneficio neto, mientras, se vio lastrado por la pérdida de valor de varias inversiones en el extranjero y fue un 31,6 % inferior al del mismo periodo de 2020.

“Nuestro optimismo es mayor de lo que era al comienzo del año. En EE.UU., los clientes claramente quieren salir y comprar”, señaló en un comunicado el consejero delegado, Doug McMillon.

Según McMillon, los cheques de estímulo económico recibidos por una mayoría de las familias estadounidenses tuvieron un impacto en las ventas, por lo que la segunda mitad del año presenta más incertidumbres de lo habitual, pero Walmart espera que la demanda siga aumentando.

Las acciones de la empresa en Wall Street subieron con claridad tras conocerse las cuentas y casi tres horas después del inicio de las operaciones ganaban un 2,62 % en la bolsa neoyorquina.

La reapertura de la actividad económica avanza con fuerza en Estados Unidos, donde los Gobiernos estatales están levantando la mayor parte de las restricciones impuestas para combatir la pandemia y donde las autoridades se esfuerzan por convencer al mayor número posible de ciudadanos para que se vacunen.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here