El expresidente de Bolivia Evo Morales mientras habla durante una rueda de prensa en Buenos Aires. EFE/Juan Ignacio Roncoroni /Archivo

La Paz Bolivia – La Fiscalía General del Estado de Bolivia emitió una acusación formal por supuestos delitos de terrorismo contra el expresidente del país Evo Morales, quien se encuentra en Argentina después de verse obligado a renunciar al cargo y abandonar el país por las presiones del jefe del Ejército boliviano. La acusación, emitida por la Comisión de Fiscales Anticorrupción, pide también su detención preventiva. Evo Morales es investigado en el denominado en Bolivia como caso Audio, por una grabación telefónica en la que una voz que, sin pruebas, se atribuye al expresidente insta a bloquear ciudades durante el conflicto político y social que atravesó el país entre octubre y noviembre del año pasado. La imputación por supuestos delitos de terrorismo y financiamiento del terrorismo se basa en una conversación telefónica con el dirigente cocalero Faustino Yucra. «De acuerdo con las investigaciones, se evidenció que el exjefe de Estado y el coimputado Faustino Y.Y. mantuvieron comunicación mediante llamadas telefónicas el 14 de noviembre de 2019, desde la ciudad de México«, donde entonces estaba Morales, «hasta El Torno», en Bolivia, según un comunicado de la Fiscalía.

La Fiscalía de Bolivia admite la denuncia contra dos ministros por la compra de material antidisturbios

«Aparentemente, en esa conversación», añade la nota, «Morales habría instruido al dirigente cocalero cometer actos ilícitos durante los hechos violentos registrados en el país a partir del 10 de noviembre de 2019«, cuando el entonces mandatario anunció su renuncia denunciando que era forzado por un golpe de Estado.

Morales tacha de «ilegal» la decisión de la Fiscalía

Morales tachó de «ilegal e inconstitucional» la decisión de la Fiscalía. «De manera ilegal e inconstitucional, la Fiscalía de La Paz pretende imputarme por terrorismo con un audio alterado y sin ser notificado», dijo Morales a través de su perfil en la red social Twitter. El exmandatario boliviano sostiene que la decisión de la Fiscalía es «una prueba más de la sistemática persecución política del gobierno de facto» en su país. «Pronto volverá la democracia y el Estado de derecho a Bolivia», añadió Morales El audio incluye frases como «hermano, que no entre comida a las ciudades, vamos a bloquear, cerco de verdad», que supuestamente pronuncia el expresidente desde México, donde acudió primero antes de viajar en diciembre pasado a Buenos Aires.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here