La epidemióloga Jewel Mullen. (Foto: Cortesía)

La pandemia de COVID-19 ha evidenciado las disparidades raciales, económicas y sociales en gran parte del mundo. En varios países, el activismo de las comunidades negras y latinas ha sido un medio para disminuir la propagación del virus cuando la ayuda del gobierno es insuficiente. Así, en Brasil se ha formado un movimiento llamado en portugués “Las vidas negras importan”, inspirado en el de Estados Unidos llamado Black Lives Matter. Dentro de este movimiento brasileño, las mujeres negras han estado al frente de la batalla contra el nuevo virus en ese país sudamericano con más de 200 millones de habitantes.

La movilización de las comunidades más pobres brasileñas fue dada a conocer por Edilza Sotero, profesora de Educación de la Universidad Federal de Bahía, en su presentación virtual “COVID-19: Un Lienzo Colorido de Desigualdades”, en el 25º Simposio Arturo Schomburg, realizado por el Taller Puertorriqueño.

Por su parte, Adriana Ospino Cassiani, joven organizadora comunitaria en Colombia, habló sobre la resiliencia de las mujeres afrocolombianas en San Basilio de Palenque, quienes han cultivado vegetales y plantas medicinales en su casa para tener alimentos saludables.

El COVID-19 resalta las desigualdades 1
Edgardo González, miembro del comité organizador del Simposio Arturo Schomburg. (Foto: Cortesía)

La situación en Puerto Rico

A su vez, la senadora puertorriqueña Ana Irma Rivera Lassén detalló cómo una serie de eventos causó la crítica situación que vive Puerto Rico debido a la devastación por los huracanes y terremotos, así como la acción de la Junta de Control Fiscal y el impacto del COVID-19. “La respuesta para no morir ha sido la ayuda de las comunidades de la diáspora de puertorriqueños en el mundo”, expresó la senadora. Los más afectados en la isla son los niños afrodescendientes, quienes se encuentran por debajo del nivel de pobreza, y las mujeres negras, que han estado fuera de la fuerza laboral o reciben salarios bajos. “Entre más oscura sea su piel, más difícil es el acceso a los servicios de salud, lo que coloca a las mujeres negras en circunstancias más críticas”, puntualizó esta funcionaria pública.

El problema en Puerto Rico, al igual que en otros países del mundo, se agudiza cuando se intersectan las desigualdades por raza y género. En opinión de la senadora, “el mejor acercamiento a la compleja problemática de la isla es de derechos humanos, que incluyen vivienda, salud, educación, trabajo digno y acceso a todas las comunicaciones”.

Las panelistas Jewell Mullen, Lael Hardtman, Sharon González, Jasmine Tooles y Silvia Amnesty, entre otras, coincidieron en el impacto que ha tenido el COVID-19 en la salud, tanto física como mental, así como las disparidades de atención médica y psicológica en las comunidades de color, también llamadas racializadas.

El COVID-19 resalta las desigualdades 2
La profesora brasileña Edilza Sotero. (Foto: Cortesía)

Trabajadores esenciales

La trabajadora social y terapista física Alba Natalia Seda Morales, presentó un video con testimonios de trabajadores esenciales de Filadelfia sobre sus experiencias durante la pandemia. “Podía oír la dificultad de las personas con coronavirus en su lucha por respirar, y luego su último aliento. Era desgarrador y, poco después, escuchaba la voz de las enfermeras notificando por teléfono a un familiar sobre el fallecimiento de su ser querido. Pero no murieron solos, había un enfermero a su lado. Eso sucedió tantas veces que hasta perdí la cuenta”, relató uno de ellos.

También los empleados de cuidado médico han perdido a familiares y amigos sin haberse despedido de ellos. Los trabajadores esenciales entrevistados en el video le pidieron a todas las personas que usen la mascarilla al salir de sus hogares, vacunarse, lavarse las manos con regularidad, distanciamiento social y evitar la asistencia a reuniones.

El COVID-19 resalta las desigualdades 3
La doctora Carmen Febo y la maestra María E. Mills Torres. (Foto: Cortesía)
 

Cuidarnos en la pandemia

La epidemióloga Jewel Mullen enfatizó en su presentación que en la actualidad hay millones de personas que no tienen dinero para pagar la renta, los servicios públicos, o comprar suficientes alimentos y medicinas. Por lo tanto, hay mayores casos de depresión, de uso de sustancias, condiciones de comportamiento que no son atendidas, y suicidios.

Entre las recomendaciones de la experta para el autocuidado están el mantener un ritmo adecuado en el trabajo, establecer límites en la cantidad de actividades que realizamos, ofrecer y aceptar apoyo, aprender a decir no, buscar ayuda para condiciones de salud mental y tomar tiempo de descanso durante las actividades diarias.

Los miembros del comité organizador del Simposio Arturo Schomburg del Taller Puertorriqueño son: Edgardo González, Evelyne Laurent-Perrault, María E. Mills Torres, Laura Sandez, Amber Henry y la doctora Carmen Febo San Miguel, quien es la directora ejecutiva de esa organización cultural en el norte de Filadelfia.

Este año, en el 25 aniversario de este simposio, fueron solo mujeres las presentadoras y panelistas expertas en la salud, educación y activismo comunitario.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here