Con la boca abierta.

Reading, PA – El número de memes por el tema del peregrino es incontable; las críticas políticas, religiosas y de algunos grupos sociales no se han hecho esperar, estamos frente aún fenómeno de ignorancia increíble.

Nos referimos al hecho de que en días pasados, los dominicanos vimos en nuestro país al antes mencionado peregrino, quien ahora dice que “recibió un mensaje del señor” donde le indicó que enterrara una cruz en la playa de la provincia de Puerto Plata y que el Covid- 19 se iría de República Dominicana y del resto del mundo, por tanto, este con una cruz acuesta emprendió la marcha, que lo hiciera, allá él, cada loco con su tema, lo grave del caso es que centenares de personas lo siguió es su alocado plan, con todo y las órdenes de aislamiento social. Y hemos quedado con la boca abierta y asombrados, puesto que no alcanzamos a creer que nuestra gente llegara a ese punto en medio de la desesperación. No sé quién le habló a él, pero si podemos decir que a partir de este suceso queda demostrado que cuando hay incertidumbre, angustia, temor y situaciones que atentan contra la estabilidad tanto emocional, física, o económica, como individuos tendemos a seguir cualquier corriente, que de una manera u otra nos haga creer sin sustento que “Todo se solucionará”. Aunque no es momento de cuestionar creencias personales, si es momento de tomar esta situación con seriedad siguiendo y cumpliendo las normas establecidas por nuestro gobierno y sus instrucciones las cuáles buscan lo mejor para el país, haciendo énfasis en que el periodo de “quédate en casa” fue alargado hasta el 17 de mayo, y puede que se alargue más.

Realmente estamos alarmados y no es para menos, pues ha habido mucha gente expuesta, y las imágenes son terroríficas. Este tema nos lleva a darle continuidad al énfasis que debemos hacer en la salud mental como dominicanos, como latinos y como mundo. Pongamos especial atención a la angustia generada que causa malestar, sufrimiento mental y tristeza que nos lleva también a tener miedo (irracional), y desesperación. Sabemos que tenemos motivos para estar angustiados y ansiosos, pero dice en la Biblia en 1 Pedro 5:7 echando toda vuestra ansiedad sobre Él, porque él tiene cuidado de vosotros. Que el impacto de Jesús en nuestras vidas nos mantenga el pulso equilibrado.

¡Un abrazo!

emma_martinez10@hotmail.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here