En medio de la pandemia y la recesión económica.

Alcalde Kenney anunció Presupuesto Revisado y Plan para los Próximos Cinco Años.

FILADELFIA – Apenas dos meses después de presentar su presupuesto para el año fiscal 2021 y su plan quinquenal al Ayuntamiento, el alcalde Jim Kenney presentó hoy un plan de gastos revisado drásticamente a raíz de la pandemia deL COVID-19 y la recesión económica resultante.

«Incluso cuando nuestros departamentos operativos se apresuraron a responder al virus, ordené a nuestros Directores de Finanzas y Presupuesto que comenzaran el proceso presupuestario nuevamente», dijo el alcalde en un discurso grabado. «Los equipos desarrollaron un nuevo plan que aborda la desafortunada realidad económica que ahora enfrentamos». El Departamento de Finanzas proyecta que, sin tales cambios, la Ciudad enfrentaría un déficit de $649 millones de dólares en el próximo año, cinco veces el déficit proyectado en 2009 después de la Gran Recesión.

Esta proyección condujo a lo que el alcalde llamó decisiones «dolorosas» para reducir el gasto. «Este presupuesto reduce los servicios de la Ciudad a los más esenciales, impone despidos a cientos de trabajadores y reduce o elimina algunos programas que simplemente ya no son asequibles», dijo el alcalde. “Esto no es lo que quiero para nuestros residentes, y entiendo si esto enoja a muchos de ustedes. Francamente, yo también estoy enojado. Pero después de que la ira se desvanezca, debemos recordar exactamente a qué nos enfrentamos. Lo que tenemos es una pandemia y una catástrofe económica.”

El alcalde explicó que el proceso de revisión del presupuesto comenzó estableciendo primero prioridades claras: «mantendremos a todos los habitantes de Filadelfia seguros, saludables y con acceso a la educación mientras preservaremos los servicios municipales principales en los que nuestros residentes confían diariamente». Con esas prioridades, se creó un nuevo presupuesto con una visión «reflexiva, deliberada y colaborativa» guiada por tres principios básicos:

  1. Aprender de las experiencias de la Ciudad en la Gran Recesión. Una lección clave fue que los recortes de fondos para servicios esenciales como la seguridad pública tardan años en recuperarse. Otra lección aprendida es que los habitantes de Filadelfia se preocupan profundamente por las instalaciones de su vecindario.  
  2. Asegurarnos que estas decisiones sean tomadas a través de la visión de equidad racial. El presupuesto apunta intencionalmente a limitar el impacto de los recortes de los servicios en las personas de color, que se ven afectadas de manera desproporcionada por el virus y que ya sufren décadas de desigualdad sistémica.
  3. Un compromiso para aprovechar los recursos federales, estatales y filantrópicos. La Ciudad tiene la intención de reducir sus propios gastos al asociarse con otros para ayudar a financiar o prestar servicios.

“Debemos abordar tanto la pandemia como la recesión económica con decisiones audaces para que este gobierno opere dentro de sus posibilidades, al mismo tiempo que enfrentamos otros desafíos, como la violencia armada, la pobreza y la epidemia de opioides. Y debemos transformar nuestras prioridades para satisfacer mejor las necesidades de los habitantes de Filadelfia, particularmente de nuestros residentes más vulnerables, bajo esta nueva realidad. Esperamos que al centrarnos en los servicios básicos y mantener la estabilidad fiscal, podamos recuperarnos lo más rápido posible ”.

El resultado es un nuevo presupuesto que propone un gasto del Fondo General de $4.9 mil millones de dólares, presentando una disminución de $341 millones sobre el presupuesto original de $5.2 mil millones. Las prioridades enumeradas anteriormente están reflejadas al garantizar lo siguiente:                                                                                     

  • No habrán despidos policiales o de bomberos.
  • No habrá reducción en los servicios médicos de emergencia.
  • Todas las estaciones de bomberos permanecerán abiertas.
  • Todos los centros de salud permanecerán abiertos.
  • Todos los centros de recreación permanecerán abiertos.
  • Todas las bibliotecas permanecerán abiertas.
  • PHLpreK y las escuelas comunitarias se mantendrán en los niveles de financiamiento actuales.
  • La recolección semanal de basura residencial y el reciclaje continuarán con algunos ajustes.
  • Utilizando fondos locales y federales, la Ciudad dará prioridad a mantener a los habitantes de Filadelfia en sus hogares brindándoles apoyo para reparaciones básicas, evitando la ejecución hipotecaria y el apoyo para inquilinos.

Para cerrar el déficit proyectado, el nuevo presupuesto FY21 exige recortes salariales a la mayoría de los empleados exentos y una reducción de la fuerza laboral al eliminar puestos de tiempo completo, de tiempo parcial, estacionales y temporales. «A todos aquellos que se ven directamente afectados por esta reducción de la fuerza laboral, les prometo que ofreceremos recursos y apoyo para ayudarlos a superar esto», dijo el alcalde.

El plan de gastos revisado para el año fiscal 2021 también propone un aumento en la porción del Distrito Escolar sobre el Impuesto sobre Bienes Inmuebles. «Esto permitirá al Distrito Escolar evitar recortes draconianos que sabemos que retrasarán años a nuestros hijos y dañarán la prosperidad futura de nuestra ciudad», dijo el alcalde. También hay una amplia gama de reducciones, mejoras de ingresos, que incluyen:

  • Una reducción en las horas extras en todo el gobierno, incluidas las horas extras de la policía y los bomberos.
  • Reducción de la inversión en vehículos, tecnología y otros equipos.
  • Horario reducido y programación en bibliotecas y centros de recreación.
  • Reducción de la inversión en vehículos, tecnología y otros equipos.
  • Horario reducido y programación reducida en bibliotecas y centros de recreación.
  • Apoyo reducido para eventos especiales, sin fines de lucro y las artes.
  • Reducción en el uso del dinero de los impuestos locales para el desarrollo económico y de la fuerza laboral, así como viviendas asequibles y para la prevención y asistencia para personas sin hogar.
  • Pequeños aumentos a ciertas licencias y permisos, y un aumento en el costo de la recolección de la basura comercial.
  • Retraso en las reducciones programadas de las tasas de impuestos comerciales y las tasas de impuestos salariales para los residentes de Filadelfia.
  • Aumentos de tarifas para la porción de no residente del impuesto salarial y para el impuesto de estacionamiento.
  • Eliminación del uno por ciento de descuento por el pago anticipado de impuestos inmobiliarios.

A pesar de estas decisiones dolorosas, el alcalde dijo que «el espíritu y la determinación de Filadelfia nos ayudará a superar este importante desafío». Juntos reconstruiremos una ciudad más sana, segura y fuerte”.

El texto del discurso del presupuesto revisado del alcalde, y los documentos del presupuesto están disponibles  aquí.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here