La familia Miranda al salir de la escuela preparatoria de North Penn después de ser vacunados los niños.

El pasado domingo 7 de noviembre el matrimonio Miranda asistió a la escuela preparatoria de North Penn en el condado de Montgomery para que sus hijos de 6 y 11 años fueran  unos de los más de 1000 niños vacunados durante el fin de semana.

La familia se trasladó desde México a la ciudad de Filadelfia para conseguir una vacuna para los niños.

Durante la pandemia del 2020, ambos padres se contagiaron de COVID 19, dejando serias secuelas para ambos, en especial para la madre, quien aún se encuentra bajo tratamiento médico. Al repuntar los casos de contagio en la Ciudad de México por el coronavirus, los padres temían por que los menores se fueran a contagiar y a enfermar gravemente. Así que cuando se enteraron de que la vacuna de Pfizer había sido autorizada en Estados Unidos para su uso de emergencia en niños de 5 a 11 años, no lo dudaron y realizaron el viaje empleando para ello parte de sus ahorros.

“Primeramente, me sentí muy agradecido con mis amigos que viven cerca de Filadelfia porque me ayudaron a conseguir una cita para vacunar a mis hijos”, dijo el Sr, Miranda, quien es médico de profesión. “Sentí mucha emoción de ver cómo el personal de vacunación se preparó para recibir a los niños. Me emocioné hasta las lágrimas de ver lo bien que trataron a mis hijos, y finalmente que fueran vacunados”, nos dijo el padre de familia.

También nos comentó que definitivamente esto no es la realidad de lo que pasa en todo el mundo, ya que, debido a la situación política que se vive en su país ha sido muy difícil asegurar la vacunación para los adultos, y mucho más, esperar que los niños puedan ser vacunados. Le resulta increíble saber que haya gente en esta nación que, aun teniendo los recursos, no quiera vacunar a sus menores.

En tanto, la Sra. Miranda, agradeció la oportunidad de que sus hijos hayan sido vacunados, y lamenta que haya tantos chiquitos en México que no tendrán ese beneficio.

Al salir del recinto, los papás se mostraban felices y los niños tranquilos con un dulce en la mano. La niña de 6 años mencionó emocionada que había visto a Superman dentro de la escuela, y que después de que le pusieron la inyección la pasaron a un lugar con sillas, donde había un mago haciendo trucos con un sombrero mientras esperaba junto con sus papás. En tanto el niño de 11 años, dijo que se sentía orgulloso porque se había portado valiente, que la vacuna no le dolió y que la enfermera fue muy amable con él.

Finalmente, el Sr. Miranda espera que el gobierno de su país como el de muchos otros en Latinoamérica se “pongan las pilas” para asegurar la salud de sus ciudadanos. “Recordemos que la vacunación es un derecho universal, y que después de la potabilización del agua, las vacunas han sido una de las intervenciones más eficientes en términos de salud pública. La vacunación salva vidas”, concluyó.

EN FILADELFIA

Desde la semana pasada, todos los residentes de cinco años o más son elegibles para vacunarse en Filadelfia. La Ciudad comenzará a informar las tasas de vacunación para todos los residentes elegibles de cinco años o más en las próximas semanas. Entre los residentes de Filadelfia elegibles de 12 años o más, el 67,9 por ciento está completamente vacunado y el 83,2 por ciento ha recibido al menos una dosis de la vacuna COVID-19.

Los niños de 11 años en adelante pueden recibir la vacuna, aun sin el consentimiento de sus padres.

Debido a la dificultad para recibir datos sobre las vacunas administradas en otras jurisdicciones y las demoras en el envío de datos por parte de los aliados de vacunación, el Departamento de Salud anunció que no podrá proporcionar los recuentos de las administraciones de la vacuna pediátrica COVID esta semana. Actualmente, el Departamento de Salud planea actualizar el Panel de Vacunas COVID y publicar los primeros conteos de administraciones de vacunas pediátricas durante la semana del 15 de noviembre.

Más información en phila.gov/covid-19 y la línea de ayuda COVID-19 1 (800) 722-7112

EN ESTADOS UNIDOS

Unos 900.000 niños de entre 5 y 11 años recibieron la primera dosis durante la primera semana, del programa de inmunización. La Casa Blanca rueda de prensa en la que matizó que estos cálculos son conservadores.

El pasado 2 de noviembre, la directora de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés), Rochelle Walenksy, estampó su firma para autorizar de forma definitiva la vacuna de vacuna Pfizer/BioNTech para ese grupo de edad.

En total, la Administración del presidente estadounidense, Joe Biden, espera establecer unos 20.000 lugares de vacunación específicos para niños, que empezarán a funcionar «a pleno rendimiento» en los próximos días, según Zients.

De acuerdo con datos de los CDC, desde el comienzo de la pandemia se han registrado 2 millones de casos de COVID-19 entre menores de entre 5 y 11 años, 8.300 hospitalizaciones y 94 muertes.

5.000 casos de niños de esas edades han sufrido un síndrome inflamatorio multisistémico, que supone la inflamación de varios órganos y que es una complicación derivada de la COVID-19.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here